El asesino parecía haber caído en un estado depresivo

El asesino parecía haber caído en un estado depresivo

Víctor Alexander Portorreal Mendoza (Alex. El Chamán y/o Greña), apresado por el asesinato de su pareja Reyna Isabel Encarnación y los tres hijos de la señora, había caído en un estado de desesperación en los últimos meses “debido a su situación económica”, según declararon a la Fiscalía una amiga y su empleador.

“Esa desesperación no era desde ahora, yo diría que era desde diciembre, la misma situación económica, que no le daba el dinero, que no cuadraba”, narró Miguel Alejandro Ureña Marranzini, propietario de la tienda de motocicletas, donde el homicida trabaja como mecánico.

Yo me enteraba de que él estaba haciendo trabajitos por la izquierda, tratando de buscar un dinerito extra, agregó Ureña a los fiscales que lo interrogaron cerca de las 8:00 de la noche del pasado día 8, cuando aún “El Chamán” se encontraba prófugo.

La amiga
“Alex llegó al parque Duarte como a las 4:00 de la tarde del lunes 5 de febrero, parqueó su motorcito y se sentó al lado mío”, dijo a la Fiscalia, su amiga Krystel Alexandra Tejada (Fel), que fue la misma persona con la que el homicida se fue a la playa después de cometer los crímenes.

“Ahí le pregunté qué le pasaba, porque tenía varias semanas cabizbajo. Él siempre ha tenido problemas económicos, pero estaba últimamente muy descuidado hasta en el trabajo”, dijo la joven que fue requerida por la autoridades a las 2:25 de la tarde del 10 de febrero.

“Entonces él se sentó ahí y me dijo que estaba incómodo porque no le habían pagado el sábado pasado y que tenía muchos líos con unos prestamistas, y tenía que pagar los seis mil pesos del alquiler de la casa”, agregó Tejada en su narración sobre las últimas horas que pasó con “El Chamán” antes de que fuera apresado por el brutal asesinato de los miembros de su familia.

Con el alquiler de la casa se refería al lugar donde se había mudado recientemente la pareja y los tres niños y donde ocurrió la tragedia. Los interrogados también hacen referencia que además Reyna había perdido su empleo, lo que agravaba más la situación.

El lunes Portorreal Mendoza fue enviado a prisión preventiva por un año.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *