Consultor político Jorge Lendeborg responde a senador Bob Menéndez con carta a Secretario de Estado Mike Pompeo

Consultor político Jorge Lendeborg responde a senador Bob Menéndez con carta a Secretario de Estado Mike Pompeo

El estratega manifiesta que la misiva la envía preocupado ante lo que parece ser un tema de cabildeo pasivo, conflictos de intereses, abuso de poder prominente y falta general de ética que se utilizan en favor de una facción política en la República Dominicana, todos disfrazados

Santo Domingo.- Tras la carta del senador norteamericano, por el Estado de Nueva Jersey Robert Bob Menéndez, al secretario de Estado estadounidense, Mike Pompeo, para pedirle que use medios diplomáticos para apoyar la gobernabilidad democrática en la República Dominicana, al señalar que el presidente Danilo Medina, busca modificar la Constitución de su país para postularse a un tercer mandato, sin precedentes.

Jorge Lendeborg, Consultor de Marketing Político, Neuromarketing y Estrategia de Comunicación le respondió al senador Bob Menéndez en carta dirigida al Secretario de Estado Mike Pompeo y a los 42 senadores integrantes de los comité de ética y relaciones exteriores.

El asesor político destaca que la carta de Menéndez forma parte de la estrategia de la familia Castillo en beneficio del expresidente Leonel Fernández quien dijo busca su reelección para un cuarto mandato.

En su misiva Lendeborg, sostiene que “en su carta, originalmente enviada al Secretario de Estado de los EE. UU., el senador Bob Menéndez expresa su preocupación por los esfuerzos actuales para reformar la Constitución de la República Dominicana, al tiempo que señala que la «encuesta Gallup realizada en el mes de abril, donde establece que el 68% de la población se opone a la modificación de la Constitución”.

Es por ello que el destacado estratega busca aclarar los dos puntos que supuestamente conciernen al Honorable Senador Menéndez.

Lendeborg cita que “en primer lugar, la misma constitución es la que indica los procedimientos que deben realizarse para introducir cualquier tipo de enmienda, incluida la que permitiría al presidente actual presentarse como candidato para un tercer mandato, al igual que el presidente Leonel Fernández busca su reelección para un cuarto mandato. Parece que el senador Menéndez no tuvo en cuenta el hecho de que no es pecado introducir enmiendas en la constitución de una nación, siempre que se respete la misma constitución. Como ejemplo podemos mencionar a los EE. UU, donde se han presentado aproximadamente 11,770 propuestas para enmendar la Constitución en el Congreso desde 1789 y cada dos años los miembros de la Cámara de Representantes y el Senado suelen proponer unas 200 enmiendas”.

Agrega que “en segundo lugar, es un sofisma decir que el 68% de la población se opone a la reelección del presidente Danilo Medina, cuando la misma encuesta lo favoreció con una aprobación del 52% entre los votantes. Los interesados en manipular los números toman el 28% de los abstencionistas y le agregan el 40% de la oposición interna y externa para tratar de confundirnos, cuando el mismo 28% también se opone a la oposición para gobernar, es decir, son antisistema; es como decir que el 80% de los estadounidenses desaprueban al presidente Trump, porque obtuvo 62 millones de votos de una población de 323 millones, lo que también es una mentira”.

Sostuvo que tiene el honor de haber nacido en “la nación más grande de todas, de respetar nuestras leyes y defender el sistema que nos gobierna. Aplaudo y apoya el interés existente en proteger las democracias y las libertades en otros países, pero no puedo permanecer en el silencio cuando vemos que un miembro de nuestro Senado usa su poder para lo que parece ser sus intereses privados”.

El consultor político detalló las relaciones existentes entre el senador Bob Méndez y los altos líderes políticos en la República Dominicana, como Vinicito Castillo Seman, “uno de los hombres más influyentes del expresidente Leonel Fernández, quien será el único beneficiario en esta acción”.

Recordó que el legislador Menéndez fue investigado en el caso de soborno junto con el Dr. Salomón Melgen, quien además “es un miembro de la familia del Sr. Castillo, quienes también estuvieron involucrado en el escándalo donde se investigó al senador estadounidense Robert Menéndez por la contratación de prostitutas mientras estaba de vacaciones en República Dominicana”.

A continuación la carta que ha sido publicada en más de 300 periódicos digitales en Los Estados Unidos.

May 21, 2019

The Honorable Michael Pompeo.

Secretary of State

U.S. Department of State

2201 C Street NW

Washington, DC 20520

Dear Mr. Secretary:

Preocupado por lo que parece ser un tema de cabildeo pasivo, conflictos de intereses, abuso de poder prominente y falta general de ética en favor de una facción política en la República Dominicana, todo esto disfrazado en una carta como «Protección para la democracia internacional». Escrita y enviada a usted por el Honorable Senador del estado de Nueva Jersey y miembro del comité de asuntos exteriores, Bob Menéndez.

En la carta, el honorable senador Bob Menéndez expresa su «Preocupación por los esfuerzos actuales para reformar la Constitución de la República Dominicana» y señala la «encuesta Gallup realizada en el mes de abril, donde aparece que el 68% de la población se opone a la modificación de la Constitución”. Por lo tanto, como dominicano, me gustaría aclarar los dos puntos que supuestamente conciernen al Honorable Senador Menéndez.

En primer lugar, la misma constitución es la que indica los procedimientos que deben realizarse para introducir cualquier tipo de enmienda, incluida la que permitiría al presidente actual presentarse como candidato para un tercer mandato, al igual que el presidente Leonel Fernández busca su reelección para un cuarto mandato. Parece que el senador Menéndez no tuvo en cuenta el hecho de que no es pecado introducir enmiendas en la constitución de una nación, siempre que se respete la misma constitución. Como ejemplo podemos mencionar a los EE. UU, donde se han presentado aproximadamente 11,770 propuestas para enmendar la Constitución en el Congreso desde 1789 y cada dos años los miembros de la Cámara de Representantes y el Senado suelen proponer unas 200 enmiendas.

En segundo lugar, es un sofisma decir que el 68% de la población se opone a la reelección del presidente Danilo Medina, cuando la misma encuesta lo favoreció con una aprobación del 52% entre los votantes. Los interesados en manipular los números toman el 28% de los abstencionistas y le agregan el 40% de la oposición interna y externa para tratar de confundirnos, cuando el mismo 28% también se opone a la oposición para gobernar, es decir, son antisistema; es como decir que el 80% de los estadounidenses desaprueban al presidente Trump, porque obtuvo 62 millones de votos de una población de 323 millones, lo que también es una mentira.

Tengo el honor de nacer en la nación más grande de todas, de respetar nuestras leyes y defender el sistema que nos gobierna. Aplaudo y apoya el interés existente en proteger las democracias y las libertades en otros países, pero no puedo permanecer en el silencio cuando vemos que un miembro de nuestro Senado usa su poder para lo que parece ser sus intereses privados.

Sabemos de la relación entre el honorable senador Bob Méndez y los altos líderes políticos en la República Dominicana, como Vinicito Castillo Seman, uno de los hombres más influyentes del expresidente Leonel Fernández, quien será el único beneficiario en esta acción.

Recordemos que el senador Menéndez fue investigado en el caso de soborno junto con el Dr. Salomón Melgen, un miembro de la familia del Sr. Castillo, quienes también estuvieron involucrado en el escándalo donde se investigó al senador estadounidense Robert Menéndez por la contratación de prostitutas mientras estaba de vacaciones en República Dominicana.

Aclaramos que el honorable senador fue absuelto en la investigación que se abrió, por lo que solo hacemos mención para demostrar la relación entre el senador Bob Menéndez y los miembros que se oponen al presidente Danilo Medina, interesados en bloquear al Congreso dominicano en el ejercicio de su derecho.

Sinceramente

Jorge Lendeborg

Estadounidense, Dominicano

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *