Hombre de Cleveland demanda a la ciudad por arresto injusto mientras intentaba comprar comestibles durante el toque de queda por disturbios

CLEVELAND (WJW) – El martes se presentó una demanda federal contra la ciudad de Cleveland y seis agentes de policía, acusándolos de arrestar ilegalmente a un hombre un día después de los disturbios en el centro de la ciudad el verano pasado.

El hombre dijo que lo llevaron a la cárcel por violar un toque de queda, incluso después de mostrar pruebas de que estaba haciendo la compra.

Las grabaciones recientemente publicadas muestran que la policía de Cleveland no estaba preparada para los disturbios de mayo

Mehdi Mollahasani, que vive en el distrito de Warehouse, dijo que cree que también se le perfilaba racialmente. El hombre de 38 años está acusando a la ciudad y a los oficiales de arresto, detención y enjuiciamiento injustos.

“Pensé que iba a ser, ya sabes, una vez que llegue allí, alguien verá esto y dirá: 'Está bien, esta persona no debería haber estado aquí', pero ese no fue el caso … Me mantuvieron allí por 52 horas, dos noches ”, dijo.

La noche del 30 de mayo, como en ciudades de todo el país, estallaron disturbios destructivos en el centro de Cleveland después de las protestas contra la muerte de George Floyd. Al día siguiente, la ciudad emitió un toque de queda, cerrando el acceso al centro a casi todos, excepto a las personas que vivían en el centro. Se les dijo que se fueran solo para lo esencial como comida y atención médica.

Mollahasani estaba enviando víveres.

“Recibí una llamada de la repartidora de comestibles, me dijo que no podía entrar al centro de la ciudad, lo bloquearon”, dijo.

Mollahasani dijo que comenzó a caminar hacia el perímetro de la policía para recogerle los comestibles.

Según la demanda, un oficial lo detuvo en East 12th Street y Euclid Avenue, pero lo dejó seguir caminando. Luego fue detenido por un grupo de oficiales una cuadra más tarde, quienes le pidieron identificación.

“Cuando descubrieron que mi identificación era del estado de Nueva York, fueron como arrestarlo”, explicó.

Mehdi dijo que mostró a los oficiales un talón de pago para demostrar su dirección en el centro y la aplicación Instacart en su teléfono.

“Aquí hay una lista de mis compras, el mensaje de la persona, mi dirección, mi tarjeta de crédito”, dijo el demandante.

Según la demanda, Mollahasanii les dijo a los oficiales: “No soy un saqueador”, y uno de ellos respondió: “Pareces uno”.

Mollahasani, de ascendencia del Medio Oriente, dijo que también comentaron que estaba vestido de negro, antes de llevarlo a la cárcel del condado de Cuyahoga, donde permaneció más de dos días.

“¿Por qué me señalan aquí? ¿Por qué simplemente ignoró toda la información, miró lo que estaba presentando y por qué juzgaba a las personas en función de lo que estaban usando?”, Dijo.

“Mehdi vivía en el centro. Tenía todo el derecho a estar en la calle ese día. Caminaba para hacer la compra, para cuidar de sí mismo y de su familia. No estaba haciendo nada ilegal ”, dijo su abogada Sarah Gelsomino, de la firma Friedman, Gilbert and Gerhardstein.

Mollahasani fue liberado de la cárcel sin cargos, pero fue acusado de “incumplimiento” del toque de queda una semana después. En octubre, eso fue descartado.

Dijo que fue obligado a estar en cuarentena en un hotel durante dos semanas después de ser liberado de la cárcel porque estuvo allí durante el apogeo de la pandemia.

Una portavoz de Cleveland le dijo a FOX 8 que la ciudad no comenta sobre litigios pendientes.

admin

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *