Un mural interactivo en la pared de la frontera ofrece un vistazo a la vida de los migrantes deportados

TIJUANA (Informe fronterizo) – Para el futuro inmediato, las olas del Océano Pacífico se derramarán y salpicarán sobre un nuevo mural que se ha levantado en el lado sur de la barrera fronteriza entre Tijuana y San Diego.

Los artistas tardaron un mes en terminar el Proyecto Mural Playas de Tijuana

Presenta los rostros y las historias de 15 personas que han sido deportadas de los EE. UU.

El concepto fue idea de Lizbeth De La Cruz como parte de su investigación para su doctorado en la Universidad de California-Davis cerca de Sacramento.

De La Cruz dijo que la idea comenzó en 2016 cuando visitó la zona por primera vez y vio otras obras de arte en la barrera fronteriza y, como ella dijo, “provocó la necesidad de utilizar el arte como una herramienta para comunicar las prácticas de deportación poco éticas en una población de migrantes que ingresaron a los Estados Unidos como menores “.

Su proyecto terminado representaría mucho más que menores deportados, pero madres de niños pequeños y veteranos militares estadounidenses.

Lizbeth De La Cruz es la directora del Proyecto Mural Playas de Tijuana, (Cortesía: Lizbeth De La Cruz)

“La frontera separa a las familias, pero también hace que sea imposible que se vean”, dijo De La Cruz. “Es una de las mejores formas de enseñar éticamente a la gente sobre la deportación y centrarse en el lado humano de la migración”.

Una de las personas que aparecen en el mural es Issac Rivera, quien a la edad de 6 años fue traído a San Diego desde el estado mexicano de Oaxaca.

“Registro limpio, yendo a la escuela, luego un domingo, mientras iba a la iglesia con su pastor, se encontraron con un puesto de control”, dijo De La Cruz, y agregó que los agentes de la Patrulla Fronteriza detuvieron a Rivera, y en lugar de pasar un tiempo no especificado en custodia, eligió ser deportado y se encontró en la ciudad de Tijuana, un lugar al que nunca había estado.

Eso fue hace años.

“No tenía familia, todos sus hermanos y sus padres estaban en los Estados Unidos … Básicamente no tenía hogar, fue un shock porque realmente no hablaba español tampoco, terminó durmiendo en los bancos del parque”, De La. Dijo Cruz.

Según los informes, Rivera nunca volvió a ver a sus padres.

Issac Rivera es uno de los 15 deportados que aparecen en el Proyecto Mural Playas de Tijuana. (Cortesía: Proyecto Mural Playas de Tijuana)

“Ellos también eran indocumentados por lo que nunca pudieron visitarlo, y tanto su madre como su padre murieron de COVID”, dijo.

El mural se dará a conocer oficialmente el sábado.

“Tiene un componente donde la gente se acerca al mural y si te paras cerca puedes poner tu teléfono en un video o sitio web que les cuente sus historias”, dijo De La Cruz.

Esa información se comparte a través de códigos de respuesta rápida que se han colocado junto a los retratos que forman parte de la obra de arte.

“Es un lugar único para pintar, tienes los componentes del clima, el agua y las temperaturas cálidas en el verano”, dijo De La Cruz. “Las mareas son bastante fuertes, puede que no lo parezcan, pero una vez que estás en el agua sientes que te están arrastrando hacia el océano, solo estás pintando, pero tienes que sujetarte a la valla fronteriza”.

El proyecto costó alrededor de $ 10,000 que fueron cubiertos por subvenciones recibidas por De La Cruz.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *