Israel busca el apoyo de EE.UU. para mantener su control en Valle del Jordán

Israel busca el apoyo de EE.UU. para mantener su control en Valle del Jordán

erusalén, 23 jun (EFE).– Israel busca el apoyo de EE.UU. para mantener su presencia en el Valle del Jordán, una región agrícola fronteriza con Jordania en Cisjordania ocupada, con el primer ministro en funciones, Benjamín Netanyahu, que hoy remarcó que la zona debe quedar bajo control israelí ante cualquier acuerdo de paz.

El jefe de Ejecutivo intentó encontrar un aliado en el asesor de seguridad nacional estadounidense, John Bolton, que esta tarde le acompañó junto con el embajador de EE.UU. en Israel, David Friedman, en una ruta por este espacio bañado por el río Jordán que Israel considera crucial para su seguridad, y que forma parte del territorio cisjordano ocupado a los palestinos desde 1967.

“En cualquier futuro acuerdo de paz, nuestra posición es que la presencia de Israel aquí debe continuar, por su seguridad y la seguridad de todos”, declaró Netanyahu ante Bolton, con quién comentó las condiciones estratégicas del terreno desde la cima de un monte en el que se ubica un punto de observación militar israelí.

El dirigente israelí destacó ante el alto cargo estadounidense que “el Valle del Jordán le proporciona a Israel la profundidad y la altura estratégicas mínimas y necesarias para su protección”, y aseguró que mantener su control “garantiza la estabilidad” de toda la región.

Netanyahu, que considera a Estados Unidos como su principal aliado, y que ha estrechado en gran medida las relaciones con la Administración del presidente estadounidense, Donald Trump, se comprometió a escuchar “de manera justa y abierta” la propuesta de paz que elabora EE.UU., cuya parte económica se debatirá este próximo martes y miércoles en el foro de Baréin.

Ante el boicot de las autoridades palestinas del encuentro, con su liderazgo que no acepta a EE.UU. como único mediador en unas hipotéticas negociaciones de paz para el conflicto palestino-israelí, Netanyahu criticó a los palestinos por rechazar “el plan incluso antes de escuchar lo que contenía”.

La buena sintonía entre Bolton y Netanyahu se evidenció esta mañana, cuando ambos se encontraron en Jerusalén, donde trataron la reciente escalada de tensiones con Irán en la región.

Las fricciones con la república islámica, que Israel considera su enemigo acérrimo y una amenaza existencial, se trataran en profundidad este martes, en una cumbre tripartita en Jerusalén entre Bolton y los asesores de seguridad nacional de Israel y Rusia.

En la reunión, que Israel ve como un hito diplomático al ser anfitrión del encuentro, se espera que los intereses de Irán sean presentados por Moscú, aliado de Teherán en el conflicto sirio. EFE

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *