Militares de EE.UU. vierten aguas contaminadas en Japón, asegurando que son seguras (y medios chinos recuerdan a Tokio el caso de Fukushima)

Militares de EE.UU. vierten aguas contaminadas en Japón, asegurando que son seguras (y medios chinos recuerdan a Tokio el caso de Fukushima)

Unos 64.000 litros de agua contaminada con una sustancia peligrosa llamada ácido perfluorooctanosulfónico se vertieron en el sistema de alcantarillado de una ciudad japonesa.

Una decisión unilateral de los marines estadounidenses desplegados en la isla japonesa de Okinawa de verter aguas residuales contaminadas con un ácido tóxico en el alcantarillado de la ciudad de Ginowan provocó un escándalo en el país nipón. Sin embargo, los medios chinos lo compararon con el enfoque del propio Japón sobre la liberación del agua de Fukushima.
El Gobierno japonés ofreció una disculpa formal al alcalde de la urbe afectada por las acciones de las tropas norteamericanas que permanecen en la ciudad, informan medios locales. Funcionarios del Ministerio de Defensa y del Ministerio de Medio Ambiente visitaron Okinawa esta semana para discutir el vertido de aguas residuales de la Estación Aérea del Cuerpo de Marines de EE.UU. de Futenma, que se realizó sin el consentimiento de las autoridades locales y de la prefectura.
El incidente ocurrió el 26 de agosto y, según los informes, los estadounidenses notificaron con menos de una hora de anticipación a los funcionarios japoneses en Tokio y Ginowan sobre su plan. Unos 64.000 litros de agua contaminada con una sustancia peligrosa llamada ácido perfluorooctanosulfónico (PFOS) se vertieron en el sistema de alcantarillado de la ciudad. Las partes tienen puntos de vista opuestos sobre si la liberación podría ser perjudicial para el medio ambiente
Una decisión unilateral de los marines estadounidenses desplegados en la isla japonesa de Okinawa de verter aguas residuales contaminadas con un ácido tóxico en el alcantarillado de la ciudad de Ginowan provocó un escándalo en el país nipón. Sin embargo, los medios chinos lo compararon con el enfoque del propio Japón sobre la liberación del agua de Fukushima.
El Gobierno japonés ofreció una disculpa formal al alcalde de la urbe afectada por las acciones de las tropas norteamericanas que permanecen en la ciudad, informan medios locales. Funcionarios del Ministerio de Defensa y del Ministerio de Medio Ambiente visitaron Okinawa esta semana para discutir el vertido de aguas residuales de la Estación Aérea del Cuerpo de Marines de EE.UU. de Futenma, que se realizó sin el consentimiento de las autoridades locales y de la prefectura.
El incidente ocurrió el 26 de agosto y, según los informes, los estadounidenses notificaron con menos de una hora de anticipación a los funcionarios japoneses en Tokio y Ginowan sobre su plan. Unos 64.000 litros de agua contaminada con una sustancia peligrosa llamada ácido perfluorooctanosulfónico (PFOS) se vertieron en el sistema de alcantarillado de la ciudad. Las partes tienen puntos de vista opuestos sobre si la liberación podría ser perjudicial para el medio ambiente.

La entrada Militares de EE.UU. vierten aguas contaminadas en Japón, asegurando que son seguras (y medios chinos recuerdan a Tokio el caso de Fukushima) se publicó primero en VisionRDN.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *