Piedra pómez: beneficios de su uso

El uso de la piedra pómez se ha popularizado gracias a sus múltiples beneficios. Las hay de todas formas, tamaños y colores. A esta roca volcánica también se le conoce como pumita y su empleo se remonta a miles de años atrás.

Los ingenieros romanos, por ejemplo, la usaban como complemento del concreto para dar vida a un hormigón lo suficientemente fuerte para desarrollar sus modelos arquitectónicos. De hecho, aún se sigue utilizando con estos fines y se investigan diferentes maneras de mejorar el cemento a partir de sus componentes.

Es un material tan resistente que puede estar expuesta al frío, al fuego y a la humedad sin sufrir afectaciones. Es dura y tan liviana que flota en el agua. Se caracteriza por su poder abrasivo, pero delicado con la piel. De allí que gran parte de sus indicaciones estén relacionadas con la cosmética.

Beneficios en la piel

Como ya lo mencionamos, la piedra pómez se ha popularizado gracias a sus bondadosas aplicaciones en la piel. A continuación te contamos cómo puedes hacer uso de ella en casa.

Elimina vellos

La piedra pómez se utiliza como un elemento de depilación en cualquier parte del cuerpo. Su empleo como tal data de los antiguos egipcios, griegos y romanos. Estas civilizaciones mezclaban este elemento con ungüentos y aceites de origen natural para eliminar los vellos y cumplir con rituales de belleza.

Hoy, miles de años después, se sigue utilizando esta piedra, cuya mayor ventaja es que tras retirar el vello indeseado, deja la piel suave y renovada. Es importante tener presente que no se recomienda esta práctica en pieles muy resecas.

De otro lado, siempre se deberá contar con un jabón o espuma que facilite los movimientos circulares que deben hacerse para obtener los resultados deseados.

La piedra pómez se puede adquirir en el mercado en presentaciones baratas y prácticas.

Exfolia la piel

Esta piedra tiene propiedades abrasivas que pueden aprovecharse para expoliar la piel. Incluso en el mercado es posible encontrar jabones líquidos o compactos hechos de polvo de piedra pómez.

La práctica de peeling artesanal era utilizada por el pueblo hindú con el objetivo de retirar, por una u otra razón, la primera capa de la piel. Teniendo en cuenta que el objetivo no es herirla, se recomienda utilizar la piedra pómez húmeda y junto a aceites de origen natural.

Suaviza áreas duras

El uso de la pumita es muy común en centros estéticos. Suele emplearse para retirar capas gruesas de piel muerta como las que se generan en los pies y manos. Además de eliminar estas callosidades, la piedra pómez suaviza estas áreas.

Para obtener los resultados deseados se debe remojar, de preferencia con agua tibia, la zona a exfoliar. Luego se aplica un jabón que permita deslizar la piedra suavemente. Se la remoja también y con movimientos circulares y suaves se empieza a desprender la piel que se ha ablandado con el agua.

Lee también: 3 tratamientos hidratantes para suavizar tus talones

Blanquea zonas oscuras

Las manchas en zonas flexoras, como las axilas y codos, se producen por la abrasión que se genera a causa de la depilación con cuchillas, la exposición a ciertos productos y padecimientos como el liquen plano pigmentado invertido.

En los casos en los que se descarta un problema dermatológico que requiera atención profesional, resulta beneficioso usar la piedra pómez, cuyas propiedades pueden contribuir a retirar la piel pigmentada, dando paso a la generación de dermis nueva y mucho más clara. Úsala con un poco de aceite de oliva para potenciar el efecto.

Cuidado dental

Como carta de presentación personal es vital tener los dientes limpios. De allí que se hayan explorado alternativas que incluyen el uso de esta roca en procesos de microabrasión del esmalte, una técnica odontológica que retira manchas o pigmentaciones de los dientes.

Otros uso de la piedra pómez

Esta roca es tan particular que puede usarse en diferentes ámbitos de la vida cotidiana. Desde salvar una prenda, desgastar un vaquero para que esté a la moda y limpiar los pelos de las mascotas, hasta eliminar impurezas y mugre de algunos utensilios del hogar.

Elimina motas de la ropa

Las motas en la ropa suelen aparecer en zonas donde se generan muchos roces, por un mal lavado o porque el material es propenso a ello. Sin embargo, puedes humedecer la roca y frotarla con mucho cuidado sobre aquellas prendas que deseas rescatar.

Extiende bien la prenda y con la ayuda de tus manos mantenla estirada mientras frotas la piedra. Es importante hacer este proceso con calma y cuidado, pues podemos terminar estropeando nuestra blusa o pantalón favorito. Aunque la piedra pómez también resulta muy efectiva si lo que quieres es transformar un vaquero aburrido en uno que esté a la moda.

Quita los pelos de las mascotas

Si tienes mascotas, seguro las quieres con todo tu corazón. Pero no por ello es cómodo llevar la ropa llena de pelos o tener los muebles con una capa extra de pelaje. En estos casos, esta roca volcánica también resulta muy efectiva. Esto se debe a que los pelos se quedan atrapados en sus porosidades.

Aplica también para la limpieza de alfombras, cortinas y las sillas del coche. Lo único que debes hacer es frotarla con movimientos circulares sobre la superficie deseada. En telas delicadas puedes humedecerla para facilitar el proceso.

Limpia la acumulación de grasa del horno

Si tu horno ha quedado lleno de grasa dura después de varias preparaciones, puedes usar la piedra pómez. Solo tienes que frotarla un poco, no en exceso. Apoya este proceso con un poco de jabón o líquido desengrasante. Otro truco es pasar un poco de bicarbonato sobre la superficie engrasada y luego limpiar con la piedra pómez húmeda.

Retira impurezas del inodoro

El sarro del inodoro nos incomoda a todos. Lo peor es que no todos los productos de limpieza tienen la capacidad de retirarlo por completo. En estos casos bastará usar guantes, humedecer la piedra en agua caliente y frotar las zonas más afectadas.

Para este tipo de usos podrás encontrar en el mercado diferentes opciones que tengan un mango de plástico que te ayude a realizar la limpieza en mejores condiciones.

Uso de la pumita en el hogar.
La limpieza del hogar se puede favorecer de la piedra pómez, en los baños sobre todo.

Puede interesarte: Cómo eliminar el sarro del baño de manera natural

¿Cómo limpiar la piedra pómez?

Aunque esta piedra se caracteriza por ser fuerte, es necesario incluir una buena rutina de limpieza cuando la usamos en el hogar, específicamente sobre la piel. De esta forma, no solo se alarga su tiempo de vida útil, sino que también protegemos el cuerpo.

Se recomienda lavar la piedra con agua caliente, usar un cepillo de dientes para frotarla y retirar cualquier impureza que pueda estar entre sus poros. Luego se debe lavar nuevamente con agua caliente. Además de este proceso se puede esterilizar de vez en cuando sumergiéndola en agua hirviendo por cinco minutos.

Para secarla se coloca sobre un paño seco y se expone al sol o al aire libre para que lo haga de forma natural. No se debe nunca guardar húmeda, pues podrían proliferar hongos o bacterias.

Una solución barata

La piedra pómez es una gran aliada de la belleza y la limpieza. No está de más contar con este producto en casa, el que podría sacarte de un apuro a muy bajo costo. Otro de los atractivos de esta roca volcánica es que se encuentra en el mercado a muy buenos precios.

admin

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *